Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

10 Consejos para ríos subterráneos

10 Consejos para ríos subterráneos

¿Te gusta explorar? La espeleología es la solución perfecta para conseguirlo. Esta actividad consiste en la exploración de cuevas y otros espacios subterráneos con el fin de observar la flora y la fauna que se concentra en estos espacios.

A la hora de practicar la espeleología debes tener claros unos parámetros y seguir una serie de normas para hacer de la actividad un práctica segura. No se debe practicar solo La espeleología es un deporte que no puede practicar uno por su cuenta. Adentrarse en una cueva solo es sinónimo de peligro y riesgo. Aunque tomes la medidas de seguridad apropiadas, estos lugares son impredecibles y hay riesgo de lesión constantemente. Practicar la espeleología en grupo controlará y supervisará mejor la zona, de manera que la actividad será mas provechosa. Y además, en caso de accidente, la expedición podrá dividirse para salir a la superficie a buscar ayuda y socorrer al afectado.

1.- No se debe practicar solo.
La espeleología es un deporte que no puede practicar uno por su cuenta. Adentrarse en una cueva solo es sinónimo de peligro y riesgo. Aunque tomes la medidas de seguridad apropiadas, estos lugares son impredecibles y hay riesgo de lesión constantemente. Practicar la espeleología en grupo controlará y supervisará mejor la zona, de manera que la actividad será mas provechosa. Y además, en caso de accidente, la expedición podrá dividirse para salir a la superficie a buscar ayuda y socorrer al afectado.

2.- Temporada.
Antes de plantearse cualquier actividad hay que informarse bien sobre el tipo de cavidad con la que nos vamos a encontrar. Para procurar planear una actividad acorde con el estado físico y la capacidad de cada uno de los componentes del grupo. Recaba información sobre
• Actividades
• Rutas, mapas, distancias
• Transporte
• Horarios
• Temporada óptima y condiciones meteorológicas en la fecha de tu visita
• Servicios de emergencia locales y foráneo.

Los lugares subterráneos tienden a cubrirse de agua e inundarse, y sus corrientes de agua pueden ser peligrosas. Además de tener que actuar más cuidadosamente y aumentar el riesgo de la actividad, trata de conocer las condiciones de las cuevas antes de sumergirte en ellas.

3.- Equipo.
Lleva el equipo preciso para tus actividades y realiza sólo actividades para las que vas preparado tanto física como técnicamente. El equipo mínimo indispensable es el siguiente: casco, chaleco de flotación acorde a tu peso, lámpara frontal, lámpara de repuesto, pilas de repuesto, foco de repuesto y alimentos para el trayecto con un extra por cualquier percance.

4.- Mochila.
No existe una lista estricta sobre los artículos o equipo mínimo indispensable, sin embargo consideramos que los siguientes elementos no deben faltar en tu mochila:
• Manta térmica
• Botiquín básico
• Cerillos y encendedor
• Silbato
• Navaja pequeña
• Lámpara con baterías nuevas
• Celular con batería completa
• Números locales y foráneos de emergencia
• Radios (walkie talkie)
• Ropa de abrigo
• Alimentos suficientes para tu recorrido, no sólo dulces.
• Agua mínimo 2 litros por día.

5.- Salud.
No asistas ni realices actividad alguna bajo los efectos de medicamentos o cualquier otro tipo de estimulantes. Evita asistir con lesiones crónicas, en estado convaleciente o con cansancio.
6.- Protégete del frío
.
Los lugares donde se práctica la espeleología son fríos y húmedos y pueden derivar en hipotermia si no te proteges correctamente. A la hora de equiparte para combatir el frío, evita los materiales de algodón porque no absorben el agua con rapidez. Equípate con materiales sintéticos, usa varias capas y, trata que la capa exterior sea resistente a la abrasión para evitar que se rompa.
7.- Vestimenta.
Aunque hay equipo más especializado, el traje de neopreno es una opción si vas iniciando en este deporte. Es un traje hecho con un material elástico e impermeable que protege el cuerpo del frío evitando que entre en contacto con el agua y manteniendo el calor corporal en su interior. Botas, Para cavidades normales es suficiente con unas de senderismo ya que la transpiración es un factor importante. Para cuevas húmedas y con barro son recomendables las botas de agua de goma. Evitan el paso de la humedad y se limpian fácilmente. Deberán ser de caña alta y sin forro interior, ya que pueden llegar a encharcarse (en este caso se deberán llevar calcetines de neopreno).
8.- Siempre mantén la calma.
Seguramente encontrarás pasos estrechos que pueden convertirse en auténticas ratoneras. Mantener la serenidad y procura no perder nunca los nervios. En caso de crecidas hay que buscar un lugar seguro y esperar a que baje el nivel del agua. En cuevas largas hay que llevar siempre comida y baterías de repuesto.
9.- En caso de Emergencia.
Si desafortunadamente te encuentras en una situación de emergencia será muy útil que procedas como sigue:
• Mantén la calma
• Procúrate refugio
• De ser posible solicita ayuda telefónicamente o por radio
• Proporciona tu ubicación con la mayor precisión posible

10.- No dejes huella.
Deja limpias las zonas que ocupes y en las que transitas. Una persona limpia no es aquella que asea su medio, sino aquella que NO lo ensucia. Por favor lleva de regreso tu basura y si puedes lleva una poca más, aunque no sea tuya. No destruyas las formaciones, ni devastes la flora y la fauna, forman parte del ecosistema.

0 Comentarios

No Comentarios Aún!

Se el primer comentario Comenta este post!

Leave a Reply